Colombia lactando




Mujeres Colombianas orgullosas lactando su bebe.
Con su leche como un regalo de vida y una inmensa dosis de amor.

Iniciativa de la Dirección General de PediaGess,

El Dr. Germán E. Silva Sarmiento, pretende hacer conciencia de la importancia de la leche materna en el desarrollo integral del bebe, al igual que estimular la lactancia exclusiva en las mujeres Colombianas hasta los 6 meses. La encuesta Nutricional Colombiana ENSIN 2010 reorta de una disminución de la lactancia exclusiva a tan solo 1,5 meses (6 semanas).

El recién nacido sano tiene un patrón secuencial innato de comportamiento durante las primeras horas después
del nacimiento, si se pone en contacto piel a piel con
el pecho de la
madre.

Poco a poco, los reflejos llegan a la vida: el niño adquiere
sucesivamente la succión y los reflejos primitivos, empuña
la
mano; una media hora después del nacimiento lleva la
mano a su
boca, y después de 1 hora después del parto,
encuentra el pecho
de la madre y comienza a mamar.

La secuencia del comportamiento alimentario normal del
bebe
comienza inmediatamente después del nacimiento
y termina
cuando agarrar el pezón, succiona y luego se
queda dormido.

Aparte de provocar un comportamiento secuencial del bebé,
el
contacto piel a piel es la mejor manera natural de
mantener al
bebé caliente después del nacimiento.

La gran mayoría de las madres pueden y deben
amamantar, así
como la gran mayoría de los lactantes
pueden y deben ser
amamantados.
Sólo bajo circunstancias excepcionales puede
considerarse
la leche materna inadecuada para su hijo.

Referencia: Newborns location of the breast.
Acta Pædiatrica:
100, 79–85. 2011

Con el contacto piel a piel con la madre, los comporta-
mientos y
actividades del bebe desde el nacimiento
hasta la primera succión
o el primer período de sueño
siguen nueve fases:

1. Llanto
inmediato cuando se pone en contacto con la piel,
2. Seguido
de un corto período de relajación sin movimientos
corporales,

3. Despertar,
4. Incremento progresivo de la actividad, tales com mirar la areola/pezón, emitiendo sonidos específicos y haciendo
movimientos manopechoboca,
5. Rotación movimientos para encontrar la areola,
6. Descanso,
7. Familiarización cuando alcanza la areola, empieza
a lamer y tocar la areola con los labios
luego de 15 min
e incluso hasta 45 min inicia a succionar
8. Succión

9. Sueño,


Dando como resultando en una pronta y óptima
auto-
regulación.

Al bebe le toma entre 45 a 50 min. interesarse por la cara
de la
mamá en vez del seno, posiblemente por la atención
dada a la voz
de ella en ése momento y ser capaz de dirigir
la cabeza hacia su
voz, la cual reconoce desde el útero
y de esta forma asociando la
voz conocida con la cara
de su mama.

Durante este proceso, el bebé coordina los movimientos
de su
cuerpo con los sentidos de la vista, oído, olfato y gusto.

La Academia Americana de Pediatría recomienda la lactancia
materna exclusiva como la forma óptima de nutrición infantil
durante 6 meses y continuar la lactancia materna durante
un año. Pediatrics 2005;115:496506.

Las ventajas de la lactancia exclusiva hasta los 6 meses son:
1. Menor riesgo de infección gastrointestinal para el bebé
2. Pérdida de peso más rápida de la madre después del
nacimiento.

3. Retraso en el retorno de la menstruación.

Existe suficiente evidencia científica de que la lactancia
materna exclusiva por 6 meses es nutricionalmente
adecuada.
Los bebés que continúan siendo amamantados en forma
exclusiva durante 6 meses no experimentan ningún

déficit en el aumento de peso o la talla en comparación
con los lactantes alimentados exclusivamente con leche
materna
durante un período más corto (34 meses).

Referencia:World Health Organization . Global Strategy
for Infant and Young Child Feeding . Geneva : WHO , 2003 .

http://www.who.int/nutrition/publications/gs_infant_
feeding_text_eng.pdff

A pesar de ser un acto natural, la lactancia materna también es un comportamiento aprendido. Idealmente,
la lactancia debe ser debe ser dada) y debe continuarse hasta que el bebé tenga al menos 1 año de edad.


La leche materna es el alimento natural para los niños
y de ser recomendada para todos los recién nacidos para mejorar el bienestar de la mama y del bebe.


Las múltiples ventajas de la lactancia materna han sido documentadas, e incluyen ventajas financiera, del desarrollo sicosocial y de la prevención de enfermedades, incluyendo las infecciones.

El grado de beneficios para la salud derivados de la lactancia materna es mayor en los países en desarrollo que en los países desarrollados, y es inversamente proporcional al nivel socio económico de la población, lo que obviamente es menor en países desarrollo de en los desarrollados.

Referencia:Health benefits associated with breastfeeding. Protective effect of exclusive breastfeeding against infections during infancy: a prospective study. Arch Dis Child 2010;95:1004-1008 doi:10.1136/adc.2009.169912

Composición de la leche materna: La leche humana no es un fluido corporal uniforme, es una secreción de la glándula mamaria de composición cambiante. La primera leche se diferencia de la leche final, y el calostro es muy diferente de la leche de transición y de la leche madura. La leche cambia con la hora del día y durante el curso de la lactancia.

La leche humana se compone de nutrientes como proteínas, lípidos, carbohidratos, minerales, vitaminas y oligoelementos que son de vital importancia para satisfacer las necesidades nutricionales de los lactantes y asegurar un crecimiento y desarrollo normales.

La dieta materna tiene influencia significativa en la producción y/o la composición de la leche materna cuando la madre está desnutrida o come una dieta extraordinariamente restrictiva. Las madres desnutridas tienen aproximadamente la misma proporcion de proteínas, grasas y carbohidratos como las madres bien nutridas, pero producen menos leche.

Para varios nutrientes el contenido en la leche materna refleja la dieta de la madre. Es el caso de varias vitaminas, como por ejemplo, la vit D, vit A y las vit solubles en agua, igual para el yodo y en la composición de ácidos grasos. Los bebés amamantados por madres que siguen una dieta vegetariana estricta tienen un alto riesgo de anemia megaloblástica severa y alteraciones neurológicas debido a la deficiencia de vit B12.

Los beneficios de la lactancia materna incluyen un menor riesgo mortalidad post-neonatal (Síndrome de muerte súbita del lactante), y este efecto es mayor cuando la lactancia es exclusiva Pediatrics 2011;128:103–110.

Los bebés amamantados son despertados más fácilmente del sueño activo que los niños alimentados con fórmula láctea entre los 2 a 3 meses de edad, lo que está dentro de los 2 - 4 meses de edad pico en la que el síndrome de muerte súbita del lactante ocurre.

La lactancia materna confiere ventajas inmunológicas sobre la alimentación con fórmula láctea, proporcionando las inmunoglobulinas y citocinas que protegen a los bebés durante el período vulnerable para síndrome de muerte súbita del lactante, cuando su propia producción de inmunoglobulina G es baja y los niveles adquiridos de la madre están disminuyendo.

Las políticas de la Academia Americana de Pediatría sobre la lactancia materna y el uso de leche humana y el síndrome de muerte súbita del lactante, indican que el chupo puede ser utilizado por los niños amamantados una vez la lactancia está bien establecida.

Referencia:
Breastfeeding and Reduced Risk of Sudden Infant Death Syndrome: A Metaanalysis. Pediatrics 2011;128;103

Compartir la cama madre-hijo (o dormir en la misma cama) a menudo se promueve como una forma de aumentar las tasa de lactancia materna, sin embargo, el compartir la cama se asocia con mayor duración de la lactancia, que el compartir la habitación, sin compartir la cama (durmiendo en la misma habitación con la cuna del bebé o la cuna cerca de cama de los padres).

Compartir la cama se recomienda para todos los niños como una manera de reducir el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante y de asfixia accidental al igual que facilita la alimentación y el seguimiento del recién nacido.

Las razones por las mujeres dejan la lactancia materna han sido ampliamente documentadas y tienden a relacionarse con aspectos básicos de salud evitables como:

1. El dolor en los pezones
2. La preocupación por la suficiencia del suministro de leche
3. La percepción de que el bebé no se sacia.

Los pediatras deben desempeñar un papel activo en mejora las políticas y las prácticas para proteger, promover y apoyar la lactancia materna.

La lactancia materna exclusiva durante los 6 meses es un objetivo deseable, pero lactancia materna parcial, así como lactancia materna por períodos más cortos de tiempo (<6 mese) también son valiosos.

Referencia:
J Pediatr Gastroenterol Nutr, Vol. 49, No. 1, July 2009

Para la decisión de destete prematuro influyen seis factores
-tres factores son demográficos, y dependen de la madre: edad muy juvenil, nivel educativo escaso, bajo nivel socioeconómico. - Otros dos son conductuales: condición de fumadora, y no haber llegado a amamantar en ningún momento (o bien por muy escaso tiempo).
- El último factor relaciona con la atención de salud; consiste en la omisión, por parte de los profesionales a cargo, de brindar información una orientación respecto de estos problemas.

Para aumentar aún más la lactancia materna, es importante atender los determinantes de la decisión de la madre para amamantar o no.

Los factores determinantes básicos incluyen:

- actitudes familiares, médicas y normas culturales,
- las condiciones demográficas y económicas,
- las presiones comerciales y
- las políticas nacionales e internacionales.

El efecto preventivo de las infecciones es de lejos el más importante beneficio para la salud en relación a la lactancia materna, especialmente en los países en desarrollo.

La lactancia materna exclusiva prolongada se asocia con menores episodios infecciosos y menos ingresos hospitalarios por infección en el primer año de vida.

La lactancia materna se asocia de manera convincente con menor riesgo de infecciones gastrointestinales y de otitis media aguda. Sin embargo, la lactancia materna pueden tener un papel preventivo en el riesgo de infecciones graves del tracto respiratorio (definida por la necesidad de hospitalización.

La lactancia materna exclusiva contribuye a la protección contra las infecciones comunes durante la infancia y disminuye la frecuencia y severidad de los episodios infecciosos. Lactancia materna parcial no parece ofrecer este efecto protector.

Teniendo en cuenta la inmadurez del sistema inmunológico infantil, esta protección es de suma importancia.

 

La lactancia materna es ampliamente reconocida como el mejor alimento para los bebés, y la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que todos los niños tengan lactancia materna exclusiva durante al menos seis meses después del nacimiento e idealmente hasta los dos años de edad.

Los alimentos complementarios ofrecidos antes de los seis meses de edad
tienden a desplazar a la leche materna y no dan ninguna ventaja nutricional para la salud. La lactancia materna mejora la salud del niño, la salud de la madre, y fortalece el vínculo madre-hijo.

Los bebés con lactancia materna tienen menores tasas de enfermedades gastrointestinales y respiratorias, de otitis media y alergias, mejor agudeza visual y mayor desarrollo cognitivo y del lenguaje.

Factores que afectan el suministro de leche materna

Verdaderas dificultades en el suministro de leche para el
bebé estan relacionadas por lo general con la extracción
irregular o incompleta de la leche.

En la glándula mamaria humana, la lactancia está bajo control autocrino, en la que la frecuencia y el grado de eliminación de la leche parece regular un péptido inhibidor presente en la leche.

En otras palabras, si la leche no se extrae, este péptido inhibidor se acumula y, posteriormente, disminuye la síntesis de leche.
Si la leche es extraida con frecuencia, este péptido inhibidor no se acumula y aumenta la síntesis de leche.
Aunque la mayoría de las mujeres son capaces de producir
más leche de la que sus bebés necesitan, más de la mitad de las madres lactantes perciben que su producción de leche es insuficiente.

Una madre puede afirmar que su leche no esta "entrando" y que su bebé no está recibiendo suficiente leche. Esta percepción errónea es más común durante el período posparto inmediato.

Los requisitos del recién nacido para el líquido aumentan
gradualmente durante los primeros días, idealmente, el neonato ingiere frecuentemente la leche en pequeñas cantidades.

A medida que el tracto gastrointestinal del bebe se vuelve más regulado y funcional y a medida que aumenta el volumen del estómago, también aumenta la ingesta de leche por el bebé.

Los mecanismos por los que la lactancia materna puede proteger contra la obesidad en etapas posteriores se deben que en su comportamiento los bebés amamantados controlan la cantidad de leche que consumen aprendiendo auto-regular mejor su consumo de energía en el futuro de sus vidas.

El menor contenido de proteína y energía de la leche materna en comparación con las fórmulas lácteas para lactantes pueden influyen en la composición corporal en edades posteriores.

Una menor ingesta proteica puede contribuir a una disminución de la liberación de insulina y el almacenamiento de grasa y de obesidad.

Para las situaciones en la que los bebés no pueden, o no deben ser amamantados, la elección de la mejor alternativa sería entre - leche materna extraída de la propia madre, la leche materna de una nodriza sana o de un banco de leche humana, o un sustituto de la leche materna – dependiendo de las circunstancias individuales.

Las mujeres con empleo remunerado se pueden ayudar a continuar con la lactancia al contar con unas condiciones
mínimas, por ejemplo, licencia remunerada por maternidad o modalidades de trabajo de tiempo parcial, guarderías en el lugar de trabajo, instalaciones para extraer y almacenar la leche materna y paradas para lactancia (hora de lactancia).

Las madres deben poder seguir amamantando y cuidando a sus hijos al retomar a su empleo remunerado.

La colocación del bebé lactante es uno de los componentes fundamentales para una lactancia exitosa. La madre debe ser ayudada a tener una posición cómoda. Esta posición puede ser acostada de lado en la cama de hospital o sentada en una silla cómoda.

La posición más común consiste en acunar al bebé junto al seno del que el bebe se alimentan, con su cabeza apoyada en el brazo de la madre. El bebé debe ser colocado con su estómago contra la parte superior del abdomen de la madre, en el mismo plano.

Este contacto ayuda al niño a mantener una temperatura corporal normal. El tratamiento de primera línea para una producción insuficiente de leche es que la madre amamante con frecuencia, porque la leche que se extrae es rápidamente reemplazada.

La OMS recomienda continuar la lactancia materna durante al menos 2 años, y la Academia Americana de Pediatría recomienda por lo menos 1 año.

La lactancia materna debe continuar por la madre y el niño durante el tiempo que deseen mutuamente, y la decisión debe estar basada principalmente en consideraciones distintas de los resultad de salud.

La continuación de la lactancia materna después de la introducción de la alimentación complementaria debe ser estimulado siempre que se desee mutuamente por la madre y el niño.

Alimentos complementarios: en bebés amamantados exclusiva o parcialmente, la alimentación complementaria, como cualquier alimento sólido o líquido diferentes a la leche materna o de fórmula para lactantes y de las fórmulas de continuación, no deben ser introducidos en la dieta de cualquier lactante antes de las 17 semanas (cuatro meses) retardar introducirlos hasta después de cumplidas 26 semanas de edad.

Fuertes factores genéticos y ambientales interactúan con la lactancia materna. Madres que saben que sus hijos están en riesgo de alergia pueden estar mas dispuestas a amamantar, y prolonga la lactancia durante más tiempo que las madres de bebés sin riesgo familiar de alergia.

Algunos lactantes con eczema atópico pueden beneficiarse de la eliminación de la leche de vaca, huevos u otros antígenos de la dieta de su madre durante la lactancia.

Contraindicaciones de la lactancia materna: Hay algunas condiciones bajo las cuales la lactancia materna no puede darse al niño.

La principal contraindicación para la lactancia materna es el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) (transmisión del VIH durante la lactancia es un proceso multifactorial).

Los factores de riesgo son la carga viral materna el estado inmunológico de la madre, la salud materna, el patrón la duración de la lactancia materna.

Para minimizar el riesgo de transmisión del VIH, la OMS recomienda ''cuando la alimentación con fórmula es aceptable, posible, asequible, sostenible y segura, se recomienda la prevención de la lactancia materna por las madres infectadas con VIH, en caso contrario, la lactancia materna exclusiva se recomienda durante los primeros meses de vida.

Enfermedad maligna: La leche materna puede prevenir de la enfermedad maligna mediante la estimulación o la modulación de la respuesta inmune y la promoción de su desarrollo en los primeros años.

Un reciente meta-análisis mostró que a largo plazo
(> 6 meses) la lactancia materna se asoció con una reducción pequeña pero significativa en el riesgo de leucemia linfocítica aguda.

La lactancia materna se asoció con un riesgo reducido de diabetes mellitus tipo 2, cáncer de mama y cáncer de ovario en la madre.
(Agency for Healthcare Research and Quality. Breastfeeding and maternal and infant health outcomes in developed countries. AHRQ Publication No. 07E007, April 2007

 



Nota: todas las mamas aceptaron voluntariamente y con entusiasmo participar como modelos con su bebe, con la convicción de que la leche materna es el mejor alimento para su hijo(a) y con el propósito de que sean mas bebes Colombianos los que reciban lactancia adecuada.

Todas las fotos tienen derechos reservados de autor.®



 


Dr. Germán E. Silva Sarmiento
Especialidad - Pediatra
Sub-Especialidad - Medicina Interna Pediátrica
Director General Pedia-Gess.com
e-mail:  Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.